Opalina: Significado, Propiedades Y Usos

También conocida como opalina azul y "piedra Tiffany", entre otras, la opalina es muy apreciada por los coleccionistas de cristales por su belleza opalescente y sus numerosas propiedades curativas.

El atractivo estético de esta piedra artificial es evidente, pero sus múltiples beneficios y su alto valor energético son menos conocidos. Desde facilitar el éxito de las transacciones comerciales hasta curar viejos traumas y fortalecer las relaciones, la conexión de la opalina con varios chakras la convierte en un cristal inigualable para canalizar el optimismo, la perspicacia y la conexión con la inocencia juvenil.

Además, este cristal es mucho más asequible y fácil de encontrar que el ópalo orgánico, que sólo se encuentra en la naturaleza.

Mira también: Piedra de Luna: Significado, Propiedades Y Usos

opalina significado opalita
Opalina

¿Qué es la opalina?

La opalina es un cristal artificial diseñado para imitar el aspecto de la piedra de nacimiento de octubre, el ópalo natural, que se forja orgánicamente a partir de cenizas volcánicas. Suele estar compuesta por una mezcla de vidrio y metal, aunque algunos fabricantes también añaden resina plástica y otros elementos.

Aunque se reconoce fácilmente como una roca azul perla opalescente, en realidad se presenta en muchos colores diferentes. La estética más destacada de este cristal es su lustroso juego de colores, que crea la brillante ilusión de la fosforescencia. Sorprendentemente, el brillo de la opalina suele ser mayor que el del ópalo natural.

Aunque el término "opalina" se refería antes a un determinado tipo de ópalo natural, desde la década de 1980 es sinónimo de cristal de opalina sintética. Otros nombres utilizados para referirse a la opalina son ópalo común, ópalo púrpura, cristal de opalita, piedra de helado y fluorita opalizada.

Qué es la opalina
¿Qué es la opalina?

¿Es la opalina una piedra preciosa real?

La opalina no es una piedra preciosa real porque está hecha por el hombre y no se da en la naturaleza. Por ello, es más barata y más fácil de conseguir que el ópalo natural que la inspira. Esta asequibilidad, sin embargo, no disminuye la belleza luminosa y los muchos beneficios intrínsecos del cristal hecho por el hombre.

Algunas opalinas contienen resina plástica y otros componentes que no están presentes en el ópalo orgánico, mientras que otras están formadas exclusivamente por metal y vidrio. En 1974, el químico Pierre Gilson identificó la clara estructura atómica esférica del ópalo orgánico, lo que permitió a los fabricantes reproducirlo con mayor precisión en el laboratorio.

Los coleccionistas deben tener cuidado de no confundir la opalina con el ópalo orgánico azul o verde, que son mucho más raros y caros. Los comerciantes de gemas sin escrúpulos pueden comercializar la opalina sintética a precios más elevados, refiriéndose a ella con nombres que suenan exóticos como "piedra lunar" y "ópalo marino"

¿Cuál es el significado de la opalina?

Para los sanadores de cristales, la opalina está impregnada de un profundo simbolismo. Se considera un emblema del optimismo juvenil, la alegría y la resistencia. El azul y el blanco, los dos colores primarios que suele tener la opalina, se asocian a la paz, la tranquilidad y la pureza.

Beneficios y propiedades curativas de la opalina

Afortunadamente, los beneficios y propiedades curativas de la opalina son iguales a los del ópalo orgánico.

Como una fuerza tranquilizadora frente a la tormenta, la opalina se considera un catalizador útil para atravesar tiempos difíciles. Al infundir a su poseedor una sensación de paz y seguridad en sí mismo, la opalita puede suavizar las cosas tanto en las relaciones personales como en los negocios.

Se dice que facilita la ligereza y alivia las cargas que sienten, en particular, los que sufren enfermedades emocionales y traumas. En este sentido, la opalina ayuda a despejar la mente, reduciendo la fatiga y aumentando la energía. Por ello, es una ayuda ideal para la meditación.

También se dice que funciona bien para tratar dolencias físicas como el insomnio, las pesadillas, la arritmia y las dificultades respiratorias.

¿Para qué chakra es buena?

Este cristal se asocia principalmente con los chakras de la corona y del tercer ojo. La conexión con el chakra de la corona aumenta la visión de sí mismo, la intuición y las habilidades psíquicas. La conexión con el chakra del tercer ojo refuerza aún más la autocomprensión, además de aclarar las percepciones del mundo exterior.

En la opalina azul, estas cualidades se combinan con una conexión con el chakra de la garganta para dotar a la piedra del poder de suavizar la comunicación interpersonal y mejorar la autoexpresión. La opalina verde, por su parte, resuena con el chakra del corazón para magnificar la energía cálida y amorosa en todas sus formas.

Evidentemente, el color del cristal influye mucho en sus conexiones con los chakras. Sin embargo, independientemente del color, es una piedra poderosa para limpiar los bloqueos en los chakras y meridianos. También se utiliza con frecuencia para equilibrar las energías femenina y masculina.

¿Cómo utilizarla?

La opalina es ideal para utilizarla en momentos de cambio o agitación. Puedes simplemente tenerla a mano, especialmente en el lugar (el dormitorio, la oficina, etc.) donde sientas que es más necesaria, llevarla como joya o incluso integrarla en tu práctica de meditación.

¿Dónde debo colocar la opalina?

Para tener acceso continuo a los beneficios de la opalina, puedes simplemente llevarla contigo en el bolsillo. Para obtener los máximos beneficios, llevala como joya para asegurar el contacto con la piel, donde, al igual que otros cristales curativos, la opalina ejerce su mayor magia.

Durante la meditación, puedes colocar tu cristal sobre el chakra en el que quieras centrarte. Por ejemplo, colócalo sobre el tercer ojo para que te ayude a despejar la mente y a aprovechar tu creatividad.

También puedes experimentar los beneficios simplemente estando en la misma habitación que ella. Considera la posibilidad de tener un poco de opalina en los lugares donde sueles tomar decisiones importantes. En este caso, difundirá las energías negativas y facilitará la claridad mental.

Si has colocado tu cristal en una zona común, asegúrate de limpiarla con más frecuencia para eliminar las energías acumuladas.

¿Cómo limpiar y cargar la opalina?

Como otras piedras curativas, este cristal requiere una limpieza espiritual periódica. Esto debe hacerse cuando se adquiere por primera vez y después de largos períodos de desuso, así como de vez en cuando durante el uso regular.

Hay dos maneras de limpiar la opalina: colocándola en un recipiente especial de amatista o cuarzo durante la noche o haciendo una limpieza.

Los recipientes apropiados para la limpieza son las geodas, drusas, lechos y racimos. Tanto el cuarzo como la amatista tienen la capacidad de absorber y neutralizar cualquier energía negativa dentro de la opalina. También se puede realizar una limpieza con una varilla de incienso o un sahumerio.

Para cargar su cristal, puede exponerlo a la luz del sol o de la luna después de limpiarlo. Algunos sostienen que todo lo que se necesita para cargarla es el toque de su propio cuerpo.

Cómo limpiar y cargar la opalina

¿Cómo se puede saber si es auténtica?

Dado que no es una gema verdadera, la autenticidad es un punto discutible cuando se trata de la opalina. Todas las opalitas son sintéticas. Lo más habitual es que los coleccionistas se preocupen por saber si un cristal es opalita artificial u ópalo orgánico.

Si se trata de hacer esta distinción, lo mejor es utilizar una lupa y una linterna ultravioleta. Utilizando un alto nivel de aumento, podrá detectar la regularidad y el patrón de piel de lagarto característicos de la opalina sintética. Tenga también en cuenta que, si su cristal emite un brillo verdoso bajo la luz ultravioleta, es seguro que se trata de opalina y no de un verdadero ópalo.

¿Qué cristales combinar con la opalina?

También puedes considerar la posibilidad de combinar la opalina con otros cristales para magnificar sus atributos curativos:

La energía apasionada y vital del ópalo de fuego contrarresta la tranquilidad de la opalina, por lo que es una combinación ideal para el dormitorio.

La opalita rebota en el fuerte vínculo del ópalo azul peruano con el chakra del tercer ojo. Juntos, refuerzan la perspicacia y la intuición.

El cuarzo claro amplía la energía positiva de la opalita para añadirla a sus propiedades curativas, fomentando la buena voluntad hacia los demás.

Combina la opalina con la piedra de oro y verás reforzada tu determinación y tu capacidad creativa.
Siempre que utilices este cristal, sola o en combinación con estos u otros cristales, recuerda que la intención enfocada es la clave para aprovechar su poder especial.

También te puede interesar:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Subir